TRABAJO SOCIAL Y YOGA TERAPÉUTICO

El Trabajo Social y el Yoga Terapéutico se relacionan a través del enfoque de la psicología humanista.

La psicología humanista una perspectiva holística, esto es que mira a la persona como un todo, integrando todas sus partes. Así el cuerpo y la mente están unidos  como un todo relacionado, por lo tanto, la persona está formada por una dimensión psico-física y espiritual que es indivisible.

La Asociación de Psicología Humanista señala 4 características en las
que coinciden los principales autores de esta orientación psicológica.

Estas características son:

  1. “Una atención centrada en la experiencia humana consciente como fenómeno primario ineludible al estudiar al ser humano. Las explicaciones teóricas y la conducta externa son consideradas como posteriores y secundarias ante la experiencia misma y el significado que tiene esta experiencia para la persona”.
  2. “Un énfasis en cualidades tan profundamente humanas como la elección, la creatividad, la valoración y la auto-realización, en cuanto opuestas a un pensar sobre los seres humanos en términos mecanicistas y reduccionistas”.
  3. “Fidelidad al “significado y valor”, cuando se eligen los problemas
    de estudio e investigación, y oposición al énfasis que se pone en la
    objetividad metodológica a expensas de la significación”.
  4. “Especial aprecio por la dignidad y valor del ser humano e interés en el
    desarrollo del potencial inherente a cada persona”.

Las ideas destacadas de la visión humanista son:

  • “La importancia que se le asigna al individuo, a la libertad personal, al libre albedrío, a la creatividad individual y a la espontaneidad”.
  • “Se hace hincapié en la experiencia consciente”.
  • “Se pone énfasis en todo lo relacionado con la naturaleza humana”.

Los autores de referencia que más se ajustan al enfoque, metodológico para la intervención en el Cuidado de la Salud.

Son Abraham Maslow y en especial la Terapia centrada en el
cliente de Carls Rogers. A. Maslow (1908-1970) es considerado
el padre espiritual de la Psicología Humanista y su investigación dio origen
a la Teoría de la Autorrealización.

piramide_de_maslow (optimizada)

El trabajo social en el contexto de enfermedad y dolor requiere que el profesional  disponga de habilidades personales y comunicativas que le permitan acercarse a la persona desde la comprensión de la situación de salud, la empatía, la sinceridad, y el autocontrol emocional. Estas habilidades capacitan al profesional para mantener una relación fluida, cercana y de confianza que favorece el proceso hacia la salud de la persona tratada.

Las Técnicas de Inteligencia Emocional son:

  • La Autoconciencia; La clave de la autoconciencia está en saber ser
    conscientes de las sensaciones, sentimientos, valoraciones e intenciones
    que están dentro de nosotros. Esta información nos ayuda a comprender
    como respondemos, nos comportamos, comunicamos y funcionamos en
    diversas situaciones.
  • La Autorregulación; Constituye la habilidad de moderar la propia reacción emocional a una situación.
  • La Motivación; La base de toda motivación es el deseo. Estar motivados permite que tengamos una predisposición general dirigida a actuar para conseguir lo que deseamos. Nos permite llevar a cabo lo que nos proponemos. Y nos permite tener la capacidad para fomentar la motivación en los demás.

La motivación es la habilidad imprescindible en mí como Trabajadora Social y Profesora de Yoga Terapéutico que promuevo el cambio y la mejora de la calidad  de nuestras  vidas y la salud percibida.

Comments are closed.